Greg Oden decidirá esta semana, y los Mavs no deberían ser muy optimistas


Parece que el cortejo a Greg Oden está llegando a su fin. Todas las franquicias interesadas ya han hablado en el jugador y su agente en varias ocasiones, y según numerosos medios el pívot escogerá su nuevo equipo esta misma semana.

Los Dallas Mavericks son una de las franquicias interesadas en hacerse con los servicios del pívot de la salud de cristal. Sin embargo, no deberían ser muy optimistas con respecto a su incorporación, por varias razones.

La primera de ellas es que su agente es Bill Duffy. Algunos pueden pensar que los agentes no tienen mucho que ver. En este caso no es así. Para aquellos que no lo recuerden, Duffy es el agente de Steve Nash, y el mismo Cuban detalló algunas de sus desavenencias con el agente en una entrada de su blog (cuya traducción podéis encontrar aquí). Básicamente, Cuban piensa que Duffy negoció ilegalmente con los Suns antes de abrirse el periodo de agentes libres para sacar a Nash de Dallas.

No sabemos si su mala relación empezó en ese momento o si fue anterior, pero lo cierto es sus diferencias parecen obvias. Tan obvias que desde que se marchó Steve Nash hace ya casi una década, ningún jugador cuyo agente responda al nombre de Bill Duffy ha jugado para los Dallas Mavericks.

Esto no quiere decir que ambos vayan a rechazar un buen acuerdo para ambas partes. Pero si hay terceras partes interesadas que pueden ofrecer lo mismo o más... ciertamente no se van a favorecer.

Otro gran punto en contra de los Mavericks es que tan solo pueden ofrecer el contrato mínimo. Durante estas semanas se ha dicho que a Oden no le importa jugar en un equipo en reconstrucción, pero que también le interesan equipos asentados como Miami o San Antonio. Traducción: Su agente invita a todas las franquicias interesadas, sea cual sea su situación deportiva, a que realicen la oferta más alta que consideren oportuna. 

Lo que también es muy oportuno es que, en palabras de Marc J. Spears de Yahoo, "Oden esté muy intrigado con la posibilidad de unirse a los Heat o los Pelicans". Porque, qué casualidad, esas son dos de las franquicias que más dinero pueden ofrecerle. Los Heat tienen la excepción para equipos por encima del límite salarial de $3,1 millones, mientras que los Pelicans tienen la room exception de $2,6 millones. 

En esta situación, los Dallas Mavericks solo pueden ofrecerle el mínimo. Quizás sea por eso por lo que no han ido a ver sus entrenamientos de la semana pasada. O quizás no hayan ido porque Oden ya entrenó para ellos cuando estuvo en Dallas antes de viajar a Las Vegas. 

Los Mavs tienen puntos a favor también, por supuesto. Y si en la toma de la decisión de Oden tiene mucho peso el equipo médico, entonces quizás los Mavs puedan compensar los otros dos puntos negativos con el equipo médico de Casey Smith y T.O. Souryal, y todos los avances que quieren hacer en medicina deportiva. 

Pero teniendo en cuenta que Greg Oden "solo" ha ganado lo acumulado en su contrato rookie ("solo"), lo más probable es que busque una combinación de salud/dinero. Que los Mavs no hayan guardado nada de espacio salarial quizás también sea un indicativo de las esperanzas que tienen de firmarlo, o de su valoración de la salud del jugador. 

Bill Dufy está buscando una pelea de ofertas para un jugador que no ha firmado aún su gran contrato y quizás nunca lo haga, por lo que tiene que sacar el máximo posible. 

Y en ese sentido, los Mavs no tienen mucho que ofrecer.
-----
D-Mavs en Twitter y en Facebook
Toda la NBA en BasketAmericano
-----

Periodista. Junto letras en D-Mavs desde 2009.

Share this

Entradas relacionadas

Anterior
Next Post »